2016: Cómo ha cambiado el cuento*


Las carga el diablo – Juan Tortosa

El 3 de enero de 2014 faltaban aún 14 días para que naciera Podemos y, fuera de Catalunya, pocos sabían qué eran exactamente las Candidaturas de Unidad Popular (CUP) que, por primera vez en su historia, ocupaban tres escaños en el Parlament desde finales del 2012.

las-cup

Sigue Leyendo

¿Hasta cuándo tendremos 17.621 aforados?


Las carga el diablo |Juan Tortosa

Por muchas vueltas que le doy, no entiendo esto del aforamiento. 17.621 aforados tenemos en España, según los datos que en su día hiciera públicos Alberto Ruiz Gallardón. 17.621 personas de carne y hueso, mortales ellos, pero para quienes la justicia funciona con guante de seda. 17.621 conciudadanos que si tienen un conflicto con su pareja o son imputados por alguna causa civil o penal, no los juzga el tribunal de su ciudad, sino el Supremo en Madrid.

Sigue Leyendo

El día en que se acabó el incienso en Andalucía


foto3abc_750-23marzo-218x300Las carga el diablo | Juan Tortosa

A tenor del incienso gastado desde el domingo para celebrar la presunta victoria de Susana Díaz en las elecciones, es muy probable que las cofradías andaluzas, si no han sido lo suficientemente previsoras para la ya inminente semana santa, tengan problemas de stock. Habrá que conformarse con oler a azahar.

Sigue Leyendo

La herencia de Stéphane Hessel y José Luis Sampedro


Las carga el diablo
Juan Tortosa

Estoy seguro que José Luis Sampedro y Stéphane Hessel, allá donde se encuentren, deben estar observando con cierta satisfacción lo que está pasando en nuestro país desde hace ya unos cuantos meses.

1301852737737-300x169Buena parte del nerviosismo que acusa la derecha, de la histeria de tanto periódico con el norte perdido y del miedo que les ha entrado a quienes se las prometían tan felices turnándose en el poder por los siglos de los siglos… buena parte de todo eso se debe al impulso de estos dos ilustres nonagenarios quienes, antes de abandonarnos en 2013, contribuyeron con su pensamiento y sus escritos a remover conciencias, nos ayudaron a vencer la pereza e hicieron crecer un sentimiento generalizado de que había llegado el momento de pasar a la acción.

Sigue Leyendo